Txalaparta (1965) Remigio Mendiburu


viernes, 16 de febrero de 2024

Carácter.

by Max Beckmann

No necesito arúspices escarbando en las entrañas de los  pollos ni en la harina de cebada. No me hacen falta sacerdotes adivinando en el tripudium, en la actitud de los reptiles, en  el vuelo anómalo de ciertas aves. No quiero presagios en los remolinos de los ríos, en el tintineo de campanillas, en los portentos, ni siquiera quiero augurio de relámpagos. No necesito nada de eso, lo sé,  te quiero, pero tampoco hay que ponerse así, joder, qué carácter.


5 comments :

María dijo...

Pues sí, menudo carácter! cualquiera le dice algo en contra : )
El Adagio, precioso, un beso!

Pedro M. Martínez dijo...

María, pasa, a veces todo va bien (¿?) hasta que el otro saca el carácter y dice ya vale. Te expones, claro, que te manden a la porra (o más lejos) pero hay momentos que uno no se puede contener.
El adagio y tú preciosos.
Eso.
Antiguamente, en el ámbito militar, el soldado que ejecutaba el tambor mayor del regimiento llevaba un largo bastón, con el puño de plata, al que se llamaba «porra».
Por lo general, este bastón era clavado en un lugar alejado del campamento y señalaba el lugar al que debía acudir el soldado que era castigado con arresto: «Vaya usted a la porra», le gritaba el oficial y el soldado, efectivamente, se dirigía a ese lugar y permanecía allí durante el tiempo que se mantenía el castigo.
Posteriormente, fue cambiada la forma de castigo, pero la expresión mandar a la porra quedó en el uso del lenguaje del pueblo con un matiz netamente despectivo.

Pedro M. Martínez dijo...

Tatiana Aguilera, estos días estoy participando en unas jornadas sobre los peligros del amor romántico y creo que los he interiorizado. En realidad es un corte a mí mismo que estaba abducido y llega un momento en que uno se cansa. Siempre dentro de esta ficción que es escribir. Abrazos

Beauséant dijo...

El romanticismo necesita demasiadas vueltas para explicar las cosas más sencillas del mundo...

Pedro M. Martínez dijo...

Beauséant, pues sí, damos muchas vueltas a cosas sencillas y las complicadas las asumimos como normales. El romanticismo ha sido suplantado por otras tendencias redentoras. Yo qué sé, demasiado lío para un viernes.

Mi foto
Bilbao, Euskadi
pedromg@gmail.com

Creative Commons License Page copy protected against web site content infringement by Copyscape ecoestadistica.com site statistics

Vistas de página en total

Lo que hay.(Desde 08.02.07)

Se quedaron

Así vamos

Aquí desde 08.02.2007

(Antes en Blogia desde 07.2004)

(Y mucho antes en "La tertulia en Mizar")

6.756 entradas