Glup 2.0

 photo tumblr_m09rvxkybi1qksobgo1_400_zpsiklbwm2x.png



24.4.15

Mundo on line.



Mi vida es esta pantalla, el resto es apenas supervivencia, trabajar, comer, dormir, esas actividades necesarias para poder estar frente a este cuadrado mágico que me mantiene y da sentido a mi existencia.

Mi matrimonio, mis hijos son apenas una excusa para encontrar temas para este blog. Como mi familia es bastante aburrida –solo me quieren, hablan, comen y duermen-, debo dedicarme a múltiples actividades a la búsqueda de temas interesantes que atrapen a los lectores.

Así, con seudónimo, he publicado importantes libros, me he dedicado a la pesca del bacalao en Terranova, a la pintura de frescos en Florencia, al cultivo de la orquídea negra, al amor libre, a la recolección de la fresa en Lepe, al robo con escalo, a vender mi sangre, a investigar las miserias humanas, un sinfín de actividades con el único objetivo de tener las experiencias necesarias para poder plasmarlo en desbordantes post que reciban comentarios interminables.

No es tan fácil, además que los ojos se me están quedando ondulados, estoy teniendo serias dificultades para compaginar tanto movimiento. La otra noche, sin ir más lejos, no pude consumar el amor con mi pareja ya que no encontraba la entrada USB –se enfadó mucho, claro-. En cambio con mi amante andaluza fui capaz de tener una relación vía webcam -bastante satisfactoria por cierto-.

Estas cosillas las cuento y algunos aplauden, ya, pero tiene un punto trágico.

Un problema añadido es que se me está olvidando hablar. Escribir, escribo, mucho, demasiado, pero hablar, apenas. Al menos mi santa se queja de eso “Paco –ella me llama así-nunca me dices nada”. Y yo, “sí, cariño, ahora voy” (aunque nunca voy, casi no recuerdo como es su cara). Es que esto del blog, ya sabéis, te come mucho tiempo, te lo devora. Que te comentan y lo contestas, que vives pendiente de las visitas, de saber cuántos te han entrado ayer, de si ha quedado bien la foto de arriba, la de abajo, la longitud de los textos, los colorines.

Luego está lo de los amores; enamorarse de cuatro o cinco personas a la vez es tremendamente complicado, aunque sea por carta. Que tarde o temprano quieren conocerte. Que vayas. O vienen. Y tienes que inventarte un cursillo de macramé en Cádiz, o unos juegos florales en Cuenca, que mi santa se lo cree todo. Ellas, las cuatro o cinco, no, pero ¿a quién le importa?, si tú eres el tres de sus cuatro o cinco, si todo es exagerado, o mentira, o ilusiones.

Los cuentos de la guerra (de nuestra guerra) que suelo dejar no son ciertos, no me han ocurrido a mí. Me lo contó mi abuelo Ramón cuando aún no existían los blogs, cuando aún tenía una vida familiar anormal -lo normal es esto, vivir para contarlo-. Los tenía en algún lugar de la memoria y adorno los recuerdos. Otros cuentos si son ciertos.

Como lo del robo. Quería recrear lo que se siente al decir eso de “la bolsa o la vida”. Me puse una capucha y frente a la ventanilla del BBVA se lo dije al señor de gafas que atendía el mostrador. No me entendió hasta la tercera vez que le grité “que la bolsa o la vida, la pasta”. Con la inexperiencia, con las prisas no me di cuenta que no llevaba pistola ni nada y el señor de gafas me dijo que volviese otro día. Lo conté aquí, modificado, y no lo entendió nadie, posiblemente pensaron que me lo había inventado o que era una broma.


Vaya, qué lástima, ahora mismo me avisa el presidente de la comunidad que van a cortar la luz. Con todo lo que tenía para contar. Bajo a un ciber y luego sigo.


13 comentarios :

Encarna c dijo...

Eres un mundo escritor. No te hace falta ni esforzarte. Por eso no le des más vueltas. Este texto con todo el fondo a su vez en serio a mi me haces reír cuando lo he leido. El humor negro es en este texto genial. Gracias por tus letras. Buenas noches Pedro.

Pedro Martínez dijo...

Encarna c, menos mal que lo has leído bien, en FB me acaban de comentar que lo mío es grave, que cuide a mi familia. Hay gente pa too.

Ning Jie dijo...

Cada uno puede tener cuantos universos paralelos necesite. El saber llevarlos con equilibrio ya es otro tema.
La necesidad impera, y como no se trata de juzgar a nadie (ya sabe, el que esté libre de pecado...) pues allá cada cual con su conciencia y su felicidad.

Yo sigo aplaudiendo. Que no palmeando.

cristal00k dijo...

Poco te conoce, quien tal cosa haya dicho. O poco te ha leído. O te ha leído como si ná...

Este, es un mundo que se ha integrado en las vidas de muchos de nosotros para no retroceder, ni veo porque tendría que hacerlo. Como en 'otros' hay de todo malo bueno y exagerado. Y lo que no falta en ninguno son 'ficciones', mal que les pese a algunos. O no...

En todo caso, perfecto! como de costumbre. Un beso, Pedro.

cristal00k dijo...

Por cierto tu lista de música, un luxe!!

Pedro Martínez dijo...

Ning Jie, no sé si tú pero yo he escuchado muchas veces eso de “tranqui, yo controlo” curiosamente para diferentes adicciones, unas más peligrosas que otras. En general se trataba de un lelo(a) en su propio universo (y disculpa por lo fácil del juego de palabras). Hay adicciones que te anulan la conciencia, la coincidencia, la consciencia y te dejan mal, tal cual, muy mal.
Ya hora voy, aplaudo contigo y parece que estamos en Sevilla (ahora que lo digo no sé si ya lo he dicho)

flower dijo...

Cuentas las cosas con una naturalidad tan exagerada, que resulta casi pecado.

Horas le metes al blog, no cabe duda. No sé si se las robarás a tu santa, al jefe que te da de comer o a tus compañeros de residencia. Si acaso mira que a tus hijos no les falte tus amores y cariñines por culpa del ordenador.

Yo te puedo asegurar que si mi pareja se refugiase en este aparato, robándome el tiempo de estar juntos, le iban a dar por saco a la primera de cambio. Aunque cuando uno llega a ese extremo, es que la vida en pareja está más deteriorada que el cutis de mi abuela.

Un beso,

Pedro Martínez dijo...

cristal00k, qué alegría, bella, recuerdo cuando venías con tu cestita como Caperucita y comentabas a este lobo que no se come a nadie (no quiere ni la abuelita). A mí los demás plim, libertad absoluta, en mi caso intento que el mundo ficción me ocupe lo justo (no lo consigo del todo). En esto no meto lo de escribir que es otra cosa (aunque a veces…). La música la cambio casi diariamente, es una forma de estar a la última (imposible, se publica mucho –y mucho malo- y escoger es complicado). Tu beso, qué rico, manda más, anda, que no me ha durado nada.

Pedro Martínez dijo...

Señor, señor, flower, ¿qué he hecho yo para merecer esto?, que pensaba que eras una chica lista y no, justamente ves lo que ves. Qué decepción, si no se puede ya fiar uno de nadie, me lo dice la monja antes de ponerme los dodotis de la noche, me dice “Paco, que usté es muy confiao, que esta la gente mu maleada”. Menos mal que mis nietos me alegran la vida cada quince días (en agosto, no).
Pues eso, que disculpa pero no te puede revelar mis fuentes, menudo profesional sería.
Te voy a mandar un beso pero no sé si te dará cosica.

flower dijo...

Vaya, vaya, Pedro... Intuyo cierto malestar en este comentario que me envías. "Yo te creía lista" (ahora me creerás tonta, supongo)... decepción... te mando un beso, pero no sé si te dará cosica... En fin.

A mí lo que me da cosica, asco, o como lo quieras llamar, es el hígado de cerdo, las chiretas y los callos. En general, todo tipo de vísceras que se comen del animal. Es algo que me provoca la náusea directa casi solo con pensarlo.

Sin embargo no me dan asco los comentarios de la gente, sus aportaciones, sus intereses... Al contrario. Me encanta saber, enriquecerme con la gente, compartir e incluso discutir. Pero solo con el afán de llegar a entendimientos o, por lo menos, a diálogos fructíferos, por lo de aprendizaje que pueda extraer.

No soporto, o llevo muy mal, la intolerancia y la prepotencia. Así que, me encantaría que si algo te duele, me lo hagas saber. Posiblemente es un error de "tono", y con ello me refiero a que, en el lenguaje escrito, en mensajes cortos, a veces, la intención no se entiende bien. La falta de tono y la ausencia de gestos faciales provocan confusiones.

Y la verdad es que no me ha gustado esta contestación tuya. Por eso te lo hago saber, de la forma más franca que puedo hacerlo.

Saludos,

Pedro Martínez dijo...

flower cuando era niño y de esto hace mucho o bastante o demasiado, no había televisión, “daban”, eso sí, unos seriales radiofónicos muy interesantes que aún recuerdo. En concreto me gustaba “Dos hombres buenos” de José Mallorquí en el que uno de los protagonistas, Joao da Silveira, un pistolero portugués irónico y filósofo cuando alguien le decía algo inconveniente (a su juicio) le advertía con aquello de “cuando diga eso sonría, amigo, así sabré que es una broma” (o algo parecido, hace tanto). Generalmente el tipo no sonreía y era el inicio de una balacera en la que morían todos menos Silveira (claro).
Pues eso, que aquí a veces es difícil advertir la ironía, el chiste, el buen o mal tono, la inconveniencia o el sarcasmo. En mi caso, lo admito, por pura incapacidad. También en mi caso debo reconocer que a veces me resulta complicado distinguir entre un zapato o un florero y eso que estoy operado.
Es que a veces, sin darnos cuenta, lo sé, de manera inocente, al bailar pisamos un callo. Y, joder, duele (lo sé, estoy mal acostumbrado, bailo mucho y me pisan poco).
Oye, oye, sonrío mientras escribo ¿eh? que no quiero que termine esto a tiros, por favor.
Me equivoco continuamente, es la edad, me pierdo, por ejemplo donde digo lista ¿recuerdas?, táchalo, pon mejor “intuitiva”, vale, así mejor.
El resto puede ser un tema de diferentes sentidos del humor. Qué complicado.
Este es un medio abierto y libre en el que intento entender a todo el mundo y aunque tampoco soporto la intolerancia, la prepotencia, la miopía, el daltonismo, el yo más o el no sabe usted con quién está hablando pues, ¿qué quieres? que me adapto y al menos en mi terreno (este blog) se juega con la normativa 525X2 y a la rueda, rueda el que no venga, no juega.
Pues eso, que estamos a lunes y estoy de un humor magnífico y llueve un poco (aquí, bah, sirimiri) y el viernes es fiesta y agrupémonos todos en la lucha final y créeme que me gusta este intercambio de opiniones, emociones, sensaciones, malentendidos, bien entendidos y esto va así, todos iguales sería aburridísimo.
Un abrazo sincero, cariñoso y seguro que entre líneas lees todo lo que quiero decir. Soy un sentimental.

flower dijo...

¡Carpetazo!

Y a por otra... ;)

Otro abrazo,

Pedro Martínez dijo...

Gracias, flower.

Traductor

Mi foto
Bilbao, Euskadi
pedromg@gmail.com

Creative Commons License Page copy protected against web site content infringement by Copyscape ecoestadistica.com site statistics
Google+

Páginas vistas en total

Lo que hay.(Desde 08.02.07)

Se quedaron

Desde 08.02.2007

 photo glup20_zps43094b99.jpg