7.10.11

Guido



Por ejemplo: Guido es el rico propietario de una cantera de mármol y Luisa la hija de uno de sus empleados. Los dos se aman, pero la madre de Guido no ve con buenos ojos este amor debido a la diferencia de clase social. Cuando Luisa da a luz un hijo de Guido, su madre hace raptar al hijo y hace creer a Luisa que el niño ha muerto en un incendio. A partir de ese momento Luisa decide hacerse monja, y Guido, creyendo que ella ha muerto en el incendio (y desconociendo que había tenido un hijo suyo) decide casarse con otra mujer. Pasan los años, y cuando su madre está a punto de morir...


Usted lee esto y puede pensar que lo ha escrito el de la página, quién sea, el de la foto, alguien sin rostro, es igual, usted entra cuando quiere a este blog y cada día hay algo nuevo, usted decide si lo lee, si cambia, si le gusta, si le parece aburrido, si lo entiende (aunque, la verdad, esto no lo decide usted propiamente) o no lo entiende, basta que la música suene más alta, que la foto sea más brillante, que usted tenga el dedo más rápido del oeste y cambie de página, que con tantos millones de blogs solo faltaba que usted no fuese por aquí o por allá a su santa voluntad, faltaría más, esto es gratuito, opcional, absolutamente libre, lo que me/te/le salga de, y no se me ponga chulo que no vuelvo, pues bueno soy, qué se habrá creído, a mí me gusta Chuck (Norris), ¿qué pasa?, y Corín (Tellado),  los cuadros con perros mordiendo las patas traseras de ciervos saltando arroyos, las películas de Pajares (y/o Esteso), Sálvame (de luxe) y no se me suba a la parra que estoy hasta el gorro de tíos listos que se creen que porque escriban tonterías en un blog de mierda son algo pues yo escribo mejor, más rato, con letras más grandes y además no tengo faltas de ortografía que gané un premio de redacción cuando era pequeño, bueno, bajito, que ya tenía mis trece años, que me dieron un diploma y diez pesetas, que en el pueblo era de los pocos que sabían escribir y tampoco me leyó nadie, que no sabían, excepto el farmacéutico que tenía una hija que estaba muy buena y se quedó preñada de Guido, un suponer, alguien parecido, que eran tiempos muy duros, en blanco y negro y ahora se muere Steve Jobs, que cualquiera sabe quién era y todo el mundo se pone a llorar, a lo que íbamos, que usted lee lo de arriba y no tiene porqué saber que es la sinopsis de  una película de 1952, I figli dinessuno, dirigida por Raffaello Matarazzo, con guión de Aldo de Benedetti (basado en una lacrimógena novela de Ruggero Rindi, con música de Salvatore Allegra, fotografía de Rodolfo Lombardi e interpretada por Yvonne Sanson, Amedeo Nazzari, Françoise Rosay, Folco Lulli, Enrica Dyrell, Teresa Franchini, Gualtiero Tumiati, Alberto Farnese, Aristide Baghetti, Enrico Glori, Olga Solbelli, Nino Marchesini, Rita Livesi, Giulio Tomasini, Enrico Olivieri, bueno pues ahora ya lo sabe y por mí puede leerlo, entenderlo, que le guste o comérselo con patatas, es igual, mañana, si nadie lo remedia, volveré a estar aquí. Beso su mano, la de usted. 



5 comentarios :

Maria dijo...

Y todo esto que aprendo, aquí, allá, ...

Y vuelvo, porque me apetece, tantas veces como quiera, pueda y me lo permitas, claro está.
Y si lo entiendo fabuloso, y si no lo entiendo me esfuerzo, y si ni siquiera así capto el mensaje, pues me contento con otras tantas peculiaridades de las que goza este blog, empezando por la música, no me la vaya a olvidar.
Gracias por dejar la puerta abierta. Una entra cada día con muchísimo gusto, ya no sé si con tanto encanto.
Un abrazo Pedro. ¡Feliz viernes!

Pedro dijo...

Maria, a veces se me cruza el cable y escribo cosas raras. A veces escribo cosas raras y se me cruza el cable. A veces escribo. A veces se me cruza el cable. Muchos días aprendo. Casi todos los días aprendo. Todos los días intento escribir diferente. Todos los días son muchos días. Casi todos los días me esfuerzo por encontrar algo original, nuevo, interesante, bello. Todos los días lo intento con todas mis fuerzas, ganas, ilusión. A veces me aburro, poco rato, un chispazo, me pregunto qué diablos hago dedicando tanto tiempo a una labor tan absurda, tan de incógnito. A veces me respondo y entonces sigo. Siempre pongo en primer lugar mi propia satisfacción, escribo porque quiero, estoy aquí porque me apetece, encuentro mi propia recompensa en mi trabajo, en mi estimación, en mi reconocimiento, incluso cuando me critico y sé que lo del martes no fue bueno, o que aquello que dejé el sábado era de aliño, me avergüenzo de incluir youtubes (aunque una imagen valga más que mil palabras), me aplaudo cuando encuentro joyas que apenas reconozco (¿eso lo escribí yo?), me turbo al verme desnudo en confidencias en las que me reconozco tal cual, me obstino en venir cada día, me equilibro sabiendo que esto es una pequeña parte de un todo que sí es lo importante, me alegro muchísimo cuando recibo palabras como las que me enviaste (muchísimas gracias) y que me dan confianza, me estimulan, me animan, me llenan de sonrisas, los que me conocen saben que tengo un generoso sentido del humor, que me tomo la vida con todo el optimismo del que soy capaz, algunas personas que entran a esta página me conocen y saben que soy tal cual, legal, vital, normal, eso es lo mejor de tener un blog, que gracias a él he conocido a esas personas, eso es lo que da sentido a todo esto, las personas, nosotros, los que vamos con el pecho descubierto y sin dobleces, dando, dándonos, con la libertad de ser, de compartir, es viernes, feliz fin de semana, estaré solo hasta el miércoles, no estoy acostumbrado, dime algo bello, María, miénteme, dime que te gusta esta página, lo que cuento, lo que invento, mímame.
No sé si queda claro ¿queda claro?
Resumen: estamos vivos.
Te beso.

Maria dijo...

Queda clarísimo.

¿Y qué es la literatura? preguntaron a Toni Morrison:
"Un refugio, un lugar donde todo puede ocurrir, donde se puede reaccionar con violencia o sublimidad, donde es bueno sentir melancolía o temor, o incluso fracasar, o equivocarse, o amar a alguien, o desear algo profundamente, y no llamarlo por otro nombre, no sentir vergüenza por ello. Es un lugar para sentir profundamente".

Y quien no lo entienda, que no se esfuerce…

Aquí, entre palabras, imágenes, videos y canciones, se goza, se desea, se sueña, se duda, se piensa, … sin sentir vergüenza por ello. Y ello no nace de la nada, nace de ti, de lo que eres, piensas, vives, sientes y transmites. Y por eso entro, y entro, y entro.

¿Si me gusta tu blog? Me gusta la vida, y aquí la palpo y la bebo sin medida.

Gracias. Un abrazo grande Pedro.

Maria

Libélula dijo...

Usted me encanta, usted y sus cruzadas y sus cables y su labor absurda tan incógnita me encanta!!!

gaia07 dijo...

¡Vaya tela! Qué creía que iba a terminar llorando y he terminado riendo.

Mi foto
Bilbao, Euskadi
pedromg@gmail.com

Creative Commons License Page copy protected against web site content infringement by Copyscape ecoestadistica.com site statistics
Google+

Páginas vistas en total

Lo que hay.(Desde 08.02.07)

Se quedaron

Desde 08.02.2007

 photo glup20_zps43094b99.jpg