31.3.11

Parker y la inquietud.


 
Parker sabe que hay temas que interesan más que otros, es más, sabe que hay temas que no interesan nada, a nadie.

Eso no cambia que a él le pase lo que le pasa y lo cuente (es decir me permita que lo cuente aquí).

Parker sabe que hay temas que no puede contarme, que son tan suyos, tan íntimos, que no le interesa que se sepan.

Eso no cambia que él necesite sacárselo y lo disfrace, lo adorne, le añada elementos de su cosecha y me lo cuente como si nada, como si le ocurriese a otro (lo peor es que se cree que no me doy cuenta).

Parker tiene miedo a repetir imágenes, errores, sonidos, lágrimas, lamentos, el ritual de soplar la tarta de cumpleaños sin invitados que aplaudan, la demencia de subirse a un taxi en Cibeles y dar vueltas por la ciudad como un novio abandonado pensando en trepar al pretil de un puente de suicidas, entrar a un lavabo de caballeros en un bar de Malasaña y encontrar el dibujo de un corazón traspasado por una flecha y su nombre y el de Marie goteando sangre, persistir en la obstinación de añorar la fina línea de sus caderas trémulas.

Es por eso, y por mucho más, por lo que me he encariñado con esta persona personaje con la que, a pesar de hablar idiomas diferentes, de vivir en otro país, de que no nos hemos vistos nunca, intento dejar aquí su verdad, mintiendo, con obstinación, acariciando lo exagerado, bordeando orillas de ríos que lo mismo se secan que se desbordan, los límites los marcan la naturaleza de los días, radiación en Fukushima o bombardeos en Libia, escribir es mentir, 日本製の靴下・レギンス・ストッキング(パンスト)などの靴下製品などを販売しています。おしゃれな方にぜひ, creo que estas frases lo dejan claro

Parker sabe que está en tiempos difíciles, que es algo así como un equilibrista provinciano, un varón en proceso de progresiva rendición aunque aún no ha firmado los tratados, que no se deja seducir por halagos parasitarios, que su corazón es un submarino nuclear bajo los hielos del Ártico, que se está convirtiendo en un pez con un anzuelo en los labios que da bocanadas en un muelle de cemento.

Eso y la amistad, la envidia por la diversidad, la fe ciega en el futuro, la amnesia del ayer, una cierta afición a la literatura,  la aflicción por su sufrimiento es lo que me impulsa a contar, capítulo a capítulo, las cosas de Parker, también su inquietud, eso es, me preocupan Parker y su inquietud.
Nada más, esto es lo que dejo hoy, jueves ya, en este acercamiento a tu ventana. Entre que nos leemos y no nos vemos casi parece que nos conocemos ¿a que sí? Es muy curioso este fenómeno blog. Quién nos lo iba a decir. De todas formas, si me lo permites, te sugiero que no te creas nada de lo que escribo, es verdad.

2 comentarios :

gaia07 dijo...

Solo hay dos cuestiones posibles a la hora de solucionar las inquietudes. Conocer qué te hace desdichada y qué te hace feliz. Escoger la que deberías será el resultado de la cantidad de felicidad o desdicha que puedas o que estés dispuesta a soportar, y, sobre todo, tener “muy” en cuenta que un momento de felicidad puede acarrear una desdicha inmensa, y un poco de desdicha puede comportar una feliz tranquilidad casi pasmosa.

Un abrazo

Pedro dijo...

gaia07, está claro, ese día que entras a un cine, el primero, con las palomitas en un mano y una cocacola gigante en la otra, el patio de butacas vacío, te quieres sentar en todas pero, ay, amiga mía, un culo solo se puede sentar sobre una butaca. Ha habido veces que me he cambiado hasta de cuatro filas (y al final siempre se me ha sentado delante un cabezón). Una amiga mía, Carmen López, tuvo 17 segundos de felicidad, 17 años después la consecuencia se llama Edurne (López). Un amigo de la infancia lleva 30 años gloriosos de matrimonio ¿es feliz?, ¿es desdichado? no sabría definirlo (él), su apreciación “estoy domesticado”. Y así hasta este abrazo.

Mi foto
Bilbao, Euskadi
pedromg@gmail.com

Creative Commons License Page copy protected against web site content infringement by Copyscape ecoestadistica.com site statistics
Google+

Páginas vistas en total

Lo que hay.(Desde 08.02.07)

Se quedaron

Desde 08.02.2007