7.2.11

Una mujer en la orilla.


En las calles del aire, aquí donde somos reyes absolutos, tiranos, dueños de las horas inmóviles, se encendió una luz y volaron los vencejos que anidaban bajo los alféizares de nada.

Guardé la voz en los intersticios de lo oscuro, esparcí azafrán por los prados, vacié mis alforjas y volver fue una derrota, un sinsentido, una liberación.

Una mujer en la orilla susurraba no sé qué, sin querer escucharla cerré las puertas del océano y las mareas vivas de febrero hicieron el resto.

Colgué los sueños en la noria de los días y ahí están, cabecean sin atreverse a bajar, inmóviles en su movimiento, intactos, amarillos, míos.


11 comentarios :

La Zarzamora dijo...

El día que te pille igual te leo la palma de la mano.
Besos, Pedro.

virgi dijo...

Hermoso.
Un beso a ti, otro a Mastroianni.

mery dijo...

Los sueños...

Esta semana pasada he estado inmersa en ensoñaciones,me he deslizado por las curvas invisibles que esconde este mundo lineal...

Esos sueños de los que tú hablas son tan reales como la vida misma,forman parte de ella.

Lo abstracto y lo palpable,la fantasía y la realidad van cogidas de la mano,están ahí apenas separadas por una finísima línea imperceptible.

Curioso,estoy leyendo "kafka en la orilla" de Haruki Murakami,una coincidencia con el título de tu post de hoy,también con el tema,con los sueños,la realidad y la imaginacion como un todo,combinado como un coctel exótico.

Un beso desde esta orilla del Mediterráneo.

cristal00k dijo...

Momentos... el destino da para todo.
Por lo demás, poesía viva lo tuyo.
Un placer siempre, pasarse por aquí.

Pedro dijo...

La Zarzamora,v ¿antes o después?
Besos, Eva.

Pedro dijo...

virgi, sí, he engordado un poco (no pensaba que se notaba tanto)
Y, oye, escoge, Marcello o yo (celoso que soy)
Mi beso, exclusivo.

Pedro dijo...

mery mediterránea, los sueños, sueños son.
Todo lo que cuento aquí es producto de mi imaginación, es decir, es verdad (me lo creo todo).
Un beso (justo) desde la orilla cantábrica.

Pedro dijo...

cristal00k, no sé si el destino, pero los días están llenos de sorpresas.
Fíjate, un día me encontré en un museo con una bella dama que siendo del noroeste vivía en el noreste pero pasaba por el norte y, sin brújula, nos encontramos. Dado ese desbrujulamiento nos perdimos en nuestras miradas, vimos más allá de lo que veíamos. Ella, de ojos magnéticos, me vio ente brumas y se confundió (un lapsus lo tiene cualquiera). Yo, en cambio, como estoy bien operado de ambos ojos, vi su belleza con toda nitidez, sin bruma, me acerqué pensando que era un sueño pero no, era real. Mirándola, escuchándola, supe que había lo que había (uyyyyy) y todos los misterios. Un goce.
No es si esto es poesía viva pero ¡vivan las poesías que permiten estos encuentros!
El placer es mío (ay, uf, oh, sí, oy, etc)

Pedro dijo...

Todas/os, estoy salao hoy, perdonarme si me paso un poco.
Ayer alguien a quién aprecio mucho se molestó con mi comentario a su comentario.
Lo sentí mucho, no había, no está nunca en mi ánimo molestar a nadie.
Es difícil contentar a todos.
Y a todas
A una (si lo sabré yo)
En cualquier caso, si alguien se siente ofendido por alguna gracia que no la tenga no tiene más que decirlo y recibirá mis disculpas públicas o privadas.

gaia07 dijo...

No creo que ningún sueño baje y ¡alee! se haga realidad tan ricamente.
Si que hay alguna realidad que nos parece un sueño. Parece, porque cuando te das media vuelta y vuelves sueño, sueño, como que no es.

Disfrutar sueños leyéndote si que es.
Besos y besos.

Pedro dijo...

Es exactamente así gaia07, hay alguna realidad que nos parece un sueño (quizás por lo breve, lo efímero). Pero mientras dura…ay.
Disfrutemos, reina, que son dos días (y en algunos llueve)
Besos sin intermitencias.

Mi foto
Bilbao, Euskadi
pedromg@gmail.com

Creative Commons License Page copy protected against web site content infringement by Copyscape ecoestadistica.com site statistics
Google+

Páginas vistas en total

Lo que hay.(Desde 08.02.07)

Se quedaron

Desde 08.02.2007

 photo glup20_zps43094b99.jpg